Planta móvil para tratar aguas con contaminadas con arsénico

En un convenio entre el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) y el programa Argentina Trabaja del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación (MDS), se busca desarrollar una planta móvil para el “abatimiento de arsénico”, que se espera, sean operadas por municipios para proveer a sus pobladores de agua libre de ese elemento, que se encuentra naturalmente en la corteza terrestre.Los primeros prototipos, capaces de proveer agua libre de arsénico a poblaciones de hasta 500 habitantes, serán construidos por cooperativistas en el Polo Productivo Ezeiza. Provincia de Buenos Aires. “Además de capacitar a los Jefes de los talleres del Polo, a partir que el MDS determine en qué municipio se quiere instalar una planta, el INTI va a realizar los estudios de prefactibilidad y determinará si la tecnología de la planta es la apropiada para el tratamiento de esas aguas”, describe el ingeniero Gonzalo Difeo, integrante de INTI-Química, quien participó en el diseño nacional.

“En 2011 y 2012 realizamos una prueba piloto en Taco Pozo, Chaco, donde las plantas podían proveer de 40 ltrs. diarios . Estas que vamos a empezar a construir podrán procesar 2500 litros diarios de agua libre de arsénico por persona, para beber y para preparar alimentos” se entusiasma Difeo.

“Ya hemos tenido una reunión con el MDS donde definimos qué materiales hay que comprar y cuál sería su costo. Sin contar las horas hombre (el MDS cuenta con talleres de herrería, carpintería y electricidad en Ezeiza) el costo estimado es de $100 mil”, dice Difeo y agrega “sus costos de operación serán variables, porque dependen de la cantidad de arsénico que haya en la zona. Está preparada para que sea operada solo por una persona con conocimientos técnico básicos”.

Según explica el miembro de INTI-Química “los municipios que adopten estas plantas podrán decidir la forma en que hacen llegar el agua tratada a sus habitantes. Podrán hacerlo en bidones, con camiones cisterna o si tuvieran a su cargo una red de agua, inyectarla a la misma”. Difeo aclara que “recibimos muchas consultas de personas particulares. Sugerimos que se acerquen al municipio, planteen el caso para que nosotros podamos intervenir con una asistencia técnica”.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), nuestro país encabeza la lista de países con altos niveles de arsénico en reservas subterráneas, siendo su origen la contaminación natural con arsénico en las aguas subterráneas debido a la actividad volcánica de la cordillera de Los Andes. Las región más afectada comprende parte de las provincias de Córdoba, La Pampa, Santiago del Estero, San Luis, Santa Fe, Buenos Aires, Chaco, Formosa, Salta, Jujuy, Tucumán, La Rioja, San Juan y Mendoza.

http://www.telam.com.ar/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *